Sobre mí

Me llamo Esther, que significa estrella. Cuando era pequeña mi madre me decía que “hay quienes nacen con estrella, y quienes nacen estrellados”. Yo debo pertenecer al primer grupo, porque la suerte hasta ahora nunca me ha abandonado. Me encanta leer y adoro el teatro. Aunque estudié piano en el conservatorio, me decanté por la medicina, y tengo la enorme suerte de estudiar la especialidad que siempre quise: neurología. Fui a la Ruta Quetzal en el año 2002, y de nuevo la suerte me dio la oportunidad de repetir experiencia en el 2003. Desde entonces no he parado quieta, y cojo aviones como si fueran autobuses. De tanto ir y venir, he llegado a no sentirme ligada a ningún lugar en concreto. Así que si alguien me pregunta, diré que nací en una ciudad en la que siempre se han contado cuentos…

… Alondra de mi casa,

ríete mucho.

Es tu risa en tus ojos

la luz del mundo.

Ríete tanto

que mi alma al oírte

bata el espacio…

-Nanas de la Cebolla-

(Miguel Hernández)

Anuncios